Tiro monedas al aire, pero hasta ahora nunca las pude agarrar.

El título del post es un poco tenebroso, pero es lo que ocurre muchas veces cuando se usan herramientas informáticas o entornos de escritorio y quiero darles un claro ejemplo de lo que me ocurrió a mi.
Antes, hace unos cuantos años atrás me parecía sencillo utilizar Microsoft Windows, y le tenia terror al usar la consola o terminal de GNU/Linux.
La consola de GNU/Linux me parecía muy complicado y hasta varias cosas me aprendía de memoria. Con el tiempo utilice la consola y mi temor a usarla, iba desaprendiendo. Me parecía cada vez más intuitivo y fácil.
Ahora por ejemplo, al estar frente a Microsoft Windows sea la versión que sea (Microsoft Windows 7 o Microsoft Windows 8), me parece complicado y me pierdo mucho.
Cuando me dicen que haga algo con Microsoft Windows, me da temor.
Expresado y contado mi experiencia:

Los temores con las herramientas cambian, pero muchas veces NO desaparecen. Solo cambian.

¿Te ocurrió alguna vez, que tuviste un temor, o nunca lo tuviste?

Comments

comments


Comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *